Lidón Muñoz: segundo comodín para sellar el pasaporte olímpico

Hace ahora 15 meses, a finales de 2019, Lidón Muñoz del Campo alcanzó su particular cima deportiva. Después de tres temporadas de constante evolución y de permanente crecimiento, la nadadora castellonense obtenía en Ámsterdam, Holanda, la marca mínima requerida para estar en los Juegos de Tokio. La deportista FER completaba los 100m libres en 54 segundos y 33 centésimas, cinco centésimas menos que el registro exigido. El hito representaba una rúbrica de oro al titánico esfuerzo invertido por la nadadora FER durante muchos años. Para sellar, de forma definitiva, su pasaporte olímpico, Lidón sólo tenía que ser una de las dos mejores españolas en los 100m libres del Campeonato de España-Open de primavera, evento previsto en Sabadell para el mes de abril de 2020. Dada su superioridad sobre el resto de las nadadoras nacionales, un mero formalismo.

Por desgracia, la pandemia del covid-19 cambió bruscamente el curso de los acontecimientos. Ni hubo Campeonato de España en Sabadell durante el mes de abril, ni hubo Juegos en Tokio durante el pasado verano. Asumida y superada la conmoción inicial, Lidón y el resto de las aspirantes a la cita olímpica esperaron un tiempo para saber los nuevos criterios y requisitos clasificatorios para Tokio. Finalmente, la Federación Española comunicó la nueva hoja de ruta a principios de octubre. Se podían conseguir las mínimas en tres eventos. La primera oportunidad llegó en diciembre, en el Torneo Internacional Castalia de Castellón. La deportista FER no pudo ser profeta en su tierra y no pudo lograr los registros exigidos en su ciudad natal. Pero todavía le quedaban, y le quedan, dos comodines. Y el primero de ellos llega en pocos días en Sabadell, escenario del Campeonato de España-Open de primavera (24-28 de marzo).

Estoy segura de que puedo conseguirlo. Si lo hice en 2019, lo puedo repetir ahora"

Lidón Muñoz

Lidón Muñoz, de 25 años, siempre se ha mostrado optimista a la hora de evaluar sus opciones olímpicas. La mínima en los 50m libres es 24:77. La de los 100m libres es 54:38“Estoy segura de que puedo conseguirlo. Si lo hice en 2019, lo puedo repetir ahora. Hace casi cuatro meses, llegué corta de preparación al Torneo de Castellón. Ahora, me encuentro mejor. He entrenado mucho y bien en las últimas semanas, y espero que esta carga de trabajo se acabe reflejando en la obtención del objetivo con el que llevo soñando tanto tiempo”, indica la nadadora castellonense.

En el caso de que tampoco alcance la marca demandada en el Campeonato de España-Open de primavera en Sabadell, Lidón todavía dispondría de una tercera opción para certificar el preciado pasaporte olímpico. Sería en el Campeonato de Europa, previsto del 17 al 24 de mayo en Budapest, un escenario que a la nadadora castellonense le resulta conocido. Desde finales de octubre y hasta finales de noviembre, Lidón estuvo cinco semanas en la capital húngara con motivo de la segunda edición de la International Swimming league (ISL), la liga profesional de natación creada en 2019 por un magnate ucraniano y que, a finales del pasado año, se desarrolló en formato burbuja en la ciudad magiar.

Pero la nadadora FER quiere sellar su certificado olímpico cuanto antes. Desea convertir la pileta de Sabadell en su trampolín hacia Tokio. Las fechas clave serán el miércoles 24, día de los 100m libres, y el sábado 27, jornada de los 50m libres. Lidón ya lo tiene todo preparado. Su titánico esfuerzo desde que era una niña merece recompensa.